logo ft
MAGAZÍN UCRÓNICO DE LA CIENCIA Y TECNOLOGÍA DEL MAÑANA
"Predecir es muy difícil, sobre todo el futuro"  NIELS BOHR
 
OPINIÓN: ESCULPIENDO EL MAÑANA
 
 


Artículo: WHO WANTS TO LIVE FOREVER?
Noticia: La farmacéutica danesa Kongeriget Øresund comercializa la primera 'Pildora de la Inmortalidad'

Artículo: GRAVITANDO SOBRE EL AMAZONAS
Noticia: Científicos de la Universidad do Brasilia desarrollan un vehículo 'antigravitatorio'
diseñado para recorrer a bajo coste y gran velocidad las vías fluviales del país.


Por Coral Mühlhauser Benavides*. Email: coralm@tiemposfuturos.es (ASUNTO: CONTACTO CORAL)

cenefa

Artículo: NUEVOS COMPAÑEROS DE SINGLADURA
Noticia: El gigante informático Claymstrom Corporation saca al mercado al primer robot humaniforme inteligente

Artículo: YA NO SOMOS HARDWARE, SOMOS SOFTWARE
Noticia:
Al fin unificada la Realidad Virtual Total, la nueva Realidad.

Por Fernando Jose Zurita Abascal*. Email: adjuntos@tiemposfuturos.es (ASUNTO: CONTACTO FERNANDO JOSÉ)

cenefa

 



cenefa

 
WHO WANTS TO LIVE FOREVER?
English Version

Por Coral Mühlhauser Benavides*. Email: coralm@tiemposfuturos.es (ASUNTO: CONTACTO CORAL)
Noticia: La farmacéutica danesa Kongeriget Øresund comercializa la primera 'Pildora de la Inmortalidad'

 Who wants to live forever? ...gritaba Freddy Mercury, en la canción de los míticos 'Queen'. ¿Quién quiere vivir para siempre? El nuevo fármaco redefinirá nuestro concepto vital, nos aportará una perspectiva generacional nunca conocida. Nuestros árboles genealógicos dejarán de parecer un organigrama de esquelas, rescataremos las palabras trastatarabuelo o trastaranieta de los diccionarios para usarlas en nuestra vida cotidiana. Dorian Grey pactó con el diablo el vivir para siempre, mientras que el que envejecía era su retrato…¿o es que se metía sus buenas sobredosis de 'Gilgamín'? De una sobredosis, pero de semen, nos dejó el cantante de la "Reina", contestando así a la pregunta retórica del título de su canción, y decidió no vivir para siempre, primando lo cualitativo frente a lo cuantitativo. Vivir con calidad y disfrutando de la existencia al máximo (según su criterio, claro), el tiempo que sea.
 
¿Morirá un decrépito empresario, a sus 147 años y un día, condenado a dejar atrás a 16 ex-mujeres? [...] Tras superar un océano inimaginable de dichas y desdichas, ¿celebrará un matrimonio sus "Bodas de Iridio", tras cien años mirándose el careto por la mañana?

  

 Vamos a centrarnos en lo sustancial. ¿Y qué es lo sustancial? El amor, claro. ¿En qué medida influirá un aumento de la longevidad en el sentimiento que profesaba Romeo por Julieta? Después de aparecer el producto que nos presenta el laboratorio danés, un ser humano podrá aspirar a una expectativa de vida que casi duplica a la de otro del último cuarto del siglo XX. A su vez la vida de este humano casi cuadriplicaba de la de un romano en tiempos de Julio César. Cada vez tenemos más tiempo para vivir y por lo tanto para amar y ser amados…aunque también para odiar y acumular sentimientos de vendettas. Siglo y medio de vida da mucho de sí, si nos lo proponemos. Y en el amor volvemos al delicado equilibrio entre el cuánto y el cómo: ¿Morirá un decrépito empresario, a sus 147 años y un día, condenado a dejar atrás a 16 ex-mujeres? Por el contrario, tras superar un océano inimaginable de dichas y desdichas, ¿celebrará un matrimonio sus "Bodas de Iridio", tras cien años mirándose el careto por la mañana? Al margen del sentimiento de los amantes shakesperianos tendremos variantes para las que precisaremos acuñar nuevos conceptos. Filial, fraternal son adjetivos que describen tan sólo algunas posibilidades del "problema". Cinco generaciones de individuos compartirán retrato y entre tal vorágine vital, entre tanta explosión de ADN, espero que prime el amor entre tantas combinaciones matemáticas, en la tupida red de emisores/receptores. Pero me temo que el escenario idílico que dibujo, esa Arcadía mitologica no será tal desde el momento en el que no le lleguen a todos las croquetas de jamón. ¿Han probado alguna vez cocinar para 96 personas? En cualquier caso y volviendo al sentimiento amoroso, una vida más larga, creo que de forma incuestionable, nos otorgará más tiempo para rectificar…¡y para equivocarnos más! Piensen que la neoquímica que nos haga contemplar muchos más atardeceres no llevará implícito más sabiduría, así que cumpliremos el mito de Fausto, pero a medias. Eso es lo que pasa por tratar con las farmacéuticas y no directamente con el diablo.

 

 Otro tema que considero capital son nuestros recuerdos. Llevamos media vida realizando ejercicio moderado, comiendo cosas verdes y negociando con el pescado azul para que nos entregue su omega3 para la memoria pero sin que se nos repita toda la tarde. (Por cierto en "El Dormilón" de Woody Allen aseveran que todas nuestras teorías dietéticas eran erróneas y que lo sano era tomar bollos rellenos y chorizo frito). Si vivimos muchos más años nos será más complicado conservar nuestros recuerdos de forma nítida. O el "invento" viene aparejado a una estimulación neuronal en las diferentes áreas del cerebro responsables de nuestras remembranzas o no sé si estaremos haciendo un buen negocio. Somos nuestros recuerdos y el "cabrón de alemán que nos esconde las cosas", es decir, "Pepe" Alzheimer...
 
...Pero sobre todo lo que deseo es vivir, vivir, to live, to live, es decir, con una calidad de vida aceptable y no que ésta, la vida, se convierta en un sarcófago de la momia en la que te has transformado. Hablo de salud, claro, pero no solo la física, que como en el ejército el valor, se la supone, sino sobre todo la psíquica, armazón, endoesqueleto espiritual sobre el cual somos.
 
...es un ejemplo de la pérdida progresiva de la identidad, la pérdida paulatina del "yo" en 600 episodios. Si hace 87 años que besamos a aquell@ moz@ frente a la torre Eiffel, puede que el recuerdo se difumine, se distorsione, y al final no sepamos bien que si en verdad cerramos un trato fraudulento con un estibador napolitano bajo el puente de Brooklin o si nos operamos de fimosis en Johannesburgo. Creo que nos van a tener que suministrar Omega27 en vena para que tanta década no nos haga perder el Norte. Los diarios precisos se convertirán en nuestro cuaderno de bitácora, nuestro registro fundamental para saber qué hicimos, por qué, con quién y cuándo.

 

 En "Horizontes Perdidos" (1937), Frank Capra modela tridimensionalmente el concepto de Sangri-La que soñó el escritor James Hilton. Hasta y desde entonces muchos buscan su Sangri-La lejos del Tibet, el paraíso arcadiano donde ni los problemas, ni las patas de gallo, ni la próstata inflamada existen. Who wants to live forever? Yo sí, pero matizando los dos últimos conceptos de la pregunta: Para siempre no, por supuesto, pero sí medio siglito más. Pero sobre todo lo que deseo es vivir, vivir, to live, to live, es decir, con una calidad de vida aceptable y no que ésta, la vida, se convierta en un sarcófago de la momia en la que te has transformado. Sino para eso me ultracongelo, como las empanadillas, y así al menos conservo mis vitaminas y minerales. Hablo de salud, claro, pero no sólo la física, que como en el ejército el valor, se la supone, sino sobre todo la psíquica, armazón, endoesqueleto espiritual sobre el cual somos. A mi me gustaría vivir muchos años, pero sólo si tengo a mi alrededor a los que quiero y todos, disfrutamos con el aroma de los jazmines, de los atardeceres incandescentes sobre el mar, de la risa virginal de los niños…¡pero haciéndolo de una pieza! Empecé con una canción y termino con un fragmento de otra, en este caso, de los 'Beattles' o "Flan Sinnata", no recuerdo: Quiero vivir más pero sólo si respecto del 'Ayer', si soy más de la mitad del ser humano que fui.

AVISO LEGAL     VOLVER ARRIBA   ¡¡ ESCRÍBENOS UN COMENTARIO !!


cenefa

 
GRAVITANDO SOBRE EL AMAZONAS
English Version
Por Coral Mühlhauser Benavides*. Email: coralm@tiemposfuturos.es (ASUNTO: CONTACTO CORAL)
Noticia: Científicos de la Universidad do Brasilia desarrollan un vehículo 'antigravitatorio'
diseñado para recorrer a bajo coste y gran velocidad las vías fluviales del país.

-No es como los otros aunque se le parece.-Dijo el viejo guacamayo al paso silencioso del artefacto. El primo tropical de nuestros loros parlantes drenó toda su sabiduría, al albur de las estrellas y no se equivocaba nunca: el artefacto gravita según principios mucho más complejos que un viejo "hovercraft" y el ave de origen antillano lo intuyó desde el ecuador vital y geográfico.

-Mmmh, este es mucho más veloz, sin duda y hasta el feroz caimán del Orinoco tendría complicado alcanzarle-Contestó un perezoso lanudo, chato, encaramado a un gigantesco alcornoque. El mundo explotaba en sus retinas a 75 imágenes por segundo, como el desembarco de Normandía de Spielberg, mientras que él yacía a cámara lenta viéndose adelantado hasta por el pasado. Una enorme mariposa, cuyos bellos diseños geométricos hipnotizaban a ocelotes y jaguares, revoloteaba mareada recién desembarcada del transporte antigravitatorio.

-Chicos, chicos: con esa máquina los hombres creen que han roto el molde. Teníais que ver como se congratulan de lo conseguido, como se jactan de su logro técnico creyendo estúpidamente que con él lograrán doblegar a la naturaleza. Siento nauseas, no sé si por efecto del corto viaje a bordo del engendro o por las que me produce la soberbia humana.



-Bueno, creo que tienen sobrados motivos para vanagloriarse-protestó el guacamayo que, para enfatizar su afirmación, voló hasta el centro de un nenúfar, como quién baja desde el tendido hasta el escenario.-Yo he visto cosas que vosotros no creerías: Yo he visto humanos cazando a la boa constrictor más allá del delta del río. Yo he visto manglares en llamas siendo extinguidos por sus colosales aves duras. Pero cuando todos nosotros muramos todos esos…momentos se diluirán en las abundantes lluvias, pero ellos nos sobrevivirán como especie, sin duda.-El colorido ave terminó su argumentación con una referencia pluviométrica segundos antes que el cielo se hiciera río vertical y descargara sin meandros ni titubeos centenares de metros cúbicos contra ellos.
-Reconócelo: Los admiras y dicho éxtasis eclipsa tu juicio-
La mariposa parecía muy enfadada...

"...Desde mi prisma todo sucede a velocidad meteorítica; mientras yo desciendo de un alcornoque y subo a castaño nacen, se reproducen y mueren algunas especies. Pero hemos de reconocer que con los seres humanos y su velocísimo progreso técnico…¡todos somos perezosos! Lo que desconozco es si ellos mismos tendrán tiempo de extraer las consecuencias que originarán sus avances. Me temo…"
 
...y agitaba con tanta vehemencia sus delicadas alas que parecía que iba a cambiar sus dibujos de lugar, sus ojos pintados para engañar al oso hormiguero.-La boa así como la anaconda son adversarios pero no enemigos. Bien es cierto que ellos los eliminan sin esfuerzo, así como al temible puma, pero también acaban, sin sonrojo, con aves, insectos, marsupiales o cualquiera de nosotros que se cruce en su camino. Los manglares que viste ardiendo fueron incendiados por ellos, no te engañes. Son una especie tan absurda que generan problemas y, a renglón seguido, su solución. Se peinan con las tortugas, se visten con las nutrias, se adornan con los tucanes, se alimentan con los venados, se sanan con las sustancias que extraen de los árboles. Guacamayo tonto, no son nuestros amiguitos sino nuestros depredadores más virulentos.

El perezoso quiso terciar en la discusión incorporando otra derivada:

-Bien. ¿Creéis que su invento con el que sobrevuelan las aguas podrán extrapolarlo también a las tierras?-La pregunta era de todo punto retórica y, puesto que había conseguido la palabra no estaba dispuesto a soltarla fácilmente-Si lo consiguen harán del mundo un lugar más accesible y pequeño al teletransportarse fácilmente. Eso, definitivamente, desconozco si será malo o bueno. Supongo que tú, bella mariposa, te inclinarás por lo primero y tú, colorido guacamayo, por lo segundo. Yo me quedo en el punto medio que es donde dicen que reside la virtud-sentenció ecuánime.-Desde mi prisma todo sucede a velocidad meteorítica; mientras yo desciendo de un alcornoque y subo a castaño nacen, se reproducen y mueren algunas especies. Pero hemos de reconocer que con los seres humanos y su velocísimo progreso técnico…¡todos somos perezosos! Lo que desconozco es si ellos mismos tendrán tiempo de extraer las consecuencias que originarán sus avances. Me temo…

Y por fin pudo poner de acuerdo en algo a guacamayo y mariposa. Ambos negaban con la cabeza.

AVISO LEGAL   VOLVER ARRIBA   ¡¡ ESCRÍBENOS UN COMENTARIO !!


cenefa

 
NUEVOS COMPAÑEROS DE SINGLADURA
English Version
Por Fernando Jose Zurita Abascal*. Email: adjuntos@tiemposfuturos.es (ASUNTO: CONTACTO FERNANDO JOSÉ)
Noticia: El gigante informático Claymstrom Corporation saca al mercado al primer robot humaniforme inteligente

Bienvenidos. No podemos hacer otra cosa que darles la bienvenida con un millón de papelitos de colores y Cadillac por la Quinta Avenida, a la vieja usanza. La humanidad ha recorrido un largo camino solita; cómo la vida extraterrestre inteligente se resiste a dar la cara (a pesar de los inefables hexágonos de Plutón) y a la tecnología para comunicarnos con los delfines le queda un hervor (quizá muy pronto recibamos una sorpresa según un colega mío de la Universidad de Berkeley) los nuevos bioandroides nos vienen estupendamente para sentirnos menos solos. Bertrand Russell sostenía que la razón, la inteligencia, no tiene que ser necesariamente obstáculo para la felicidad y que, quizá parafraseando a Hegel, cada siglo ha tenido su propia forma de infelicidad. Introduciendo ambas ideas en una coctelera, agitándolas, dándoles la vuelta…¿podríamos encontrar una nueva forma de felicidad en nuestro siglo ahondando e interactuando con nuevas formas de inteligencia? Lo cierto es que el hombre necesita un espejo en el que mirarse, pero no de los que proyectan una imagen idéntica y simétrica sino uno de un tipo muy particular; uno fantástico mezcla de los grotescos que distorsionan nuestro yo y de los que tienen vocación de oráculo y pueden responder a nuestros eternos interrogantes. Un robot humaniforme e intelectualmente avanzado, como Copérnico X, puede erigirse en ese "alter ego de Delfos", que sacie nuestra sed cognitiva, que responda a las preguntas que nos martillean. Sí, ya existían ordenadores que lo podían hacer pero, salvo por los knowbots dentro de una matriz virtual, el ser humano precisa unos ojos que le miren, una cabeza que asienta o disienta, unos labios que le sonrían o que le digan "no" y un ceño que se frunza censor o que se estire diáfano y receptivo para que pueda desnudar su alma a gusto.

 

 Imaginemos realidades alternativas pegándoles algunas patadas a los libros de nuestra historia. No sé preocupen: es un tipo de funanbulismo mental gratuito que no deja ningún tipo de huella. ¿Se imaginan ustedes que hubiera supuesto para Napoleón Bonaparte un compañero de fatigas, inasequible al desaliento, quién le desaconsejara romper su alianza con el zar Alejandro I que, a la postre, sería el principio de su fin? ¿Y si a Adolf Hitler hubiera tenido de niño un amiguito, en los albores del siglo XX, que le hubiera contagiado elevados valores en las antípodas del antisemitismo? La modalidad de soledad que aqueja al poderoso es una de las más terribles y un gran número de megalómanos quizá hubieran rectificado a la hora de tomar decisiones clave si, sencillamente, hubiera tenido a alguien con quien hablar, con quien contrastar, con quién cotejar. Un robot no hubiera sido amenaza para esas personalidades, ...
 
Leeré con fruición, aunque con la frente perlada de sudor, sus colaboraciones en la revista que ya me ha advertido mi colega Violeta Guinizelli que este chico de titanio da bastante miedo. Que es como una película de terror pero que usa pantalones, domina la física avanzada y tiene una sonrisa con una perfecta hilera de dientes nacarados.
 
...frecuentemente acomplejadas, y si se les hubiera dotado del suficiente blindaje para resistir furibundos ataques de cólera…este mundo hubiera sido muy diferente…¡aunque no necesariamente mejor! Isaac Newton no necesitaba una bellísima androide (ó Hypatia de Alejandría o Juana de Arco o Madame Curie un apolíneo varón cibernético, para que nadie con el sexismo a flor de neurona se me enfade) que les distrajeran de lo que habían venido a hacer al Planeta Azul. Se antoja imprescindible que Úrsula Iguarán y José Arcadio Buendía y toda su descendencia se sintieran terriblemente solos durante un siglo, durante sus vicisitudes en su aldea de Macondo no se convirtiera ese tiempo en "Cien años, a pesar de las tribulaciones, reconfortados con nuestra compañía digital". No. Solitos, que el arte, con frecuencia, sublima su razón de ser cuando adquiere la dimensión trágica.

 

 Mientras escribo este artículo acabo de enterarme que Copernico X va a ser colaborador nuestro. Bien, doble alegría entonces. Acompañando a la humanidad y jaspeados de su sabiduría cuántica en nuestro Magazín Ucrónico. Fabuloso, claro, siempre y cuando el androide listo de la Claymstromm no analice nuestro estilo, nuestros objetivos, nuestro buen hacer y sea capaz él solito de generar un número completo de          Future Times en siete segundos. Leeré con fruición, aunque con la frente perlada de sudor, sus colaboraciones en la revista que ya me ha advertido mi colega Violeta Guinizelli que este chico de titanio da bastante miedo. Que es como una película de terror pero que usa pantalones, domina la física avanzada y tiene una sonrisa con una perfecta hilera de dientes nacarados. Para terminar elevaré la anécdota a categoría:

 La simbiosis hombre-máquina será, con toda probabilidad, enormemente beneficiosa para la humanidad como lo ha sido hasta ahora, aunque con la novedosa derivada intelectual de la que todavía no podemos ni atisbar sus consecuencias. Yo, a pesar de la broma del párrafo anterior, dudando que nos quiten el pan, estoy encantado y convencido que los nuevos biorrobots serán tan inteligentes como para hacernos sentir bien con nosotros mismos y seguir creyendo que nosotros también lo somos. Lo dicho, bienvenidos, bien hallados.

AVISO LEGAL     VOLVER ARRIBA    ¡¡ ESCRÍBENOS UN COMENTARIO !!

 

cenefa

 
YA NO SOMOS HARDWARE, SOMOS SOFTWARE
English Version
Noticia: Al fin unificada la Realidad Virtual, la nueva Realidad.
Por Fernando Jose Zurita Abascal*. Email: adjuntos@tiemposfuturos.es (ASUNTO: CONTACTO FERNANDO JOSÉ)

El vértigo que produce la velocidad con la que suceden los acontecimientos (¿son acontecimientos los sucedidos dentro de los universos virtuales?) no remiten con ningún tipo de psicofármacos y sólo se atempera durante unos minutos cuando alguien como un servidor intenta
 sin éxito ordenar sus ideas en un artículo como este. La terapia anti-vertigo de escribir este artículo es casi tan ineficaz como el hecho de leerlo.
 Al no ser un ‘metaartículo’ dejará fuera infinitas perspectivas del asunto, obviará infinitos enfoques, por lo que pido metadisculpas por adelantado,
esgrimiendo todas las posibles desde todos los ángulos imaginables. Desbordado, sin duda, por la RVT. Overflow. ¿Cómo me hace esto mi jefe? Aumento de sueldo ya

"El hardware es aquello a lo que puedes dar patadas. Software es aquello a lo que sólo puedes insultar" , rezaba una vieja máxima anónima que circulaba por la antigua red ‘internet’. La carne cotiza a la baja mientras los píxeles alcanzan máximos históricos en el índice Nasdaq de nuestras vidas. Lo cierto es que la nueva Realidad Virtual nos blinda de las inclemencias de la realidad ‘real’, salvaguardándonos de un sinfín de peligros inciertos, aunque sumergiéndonos en otros nuevos... Parece ser que nuestro cuerpo físico ha pasado a un honroso segundo plano, entre bastidores, mientras un nuevo ‘cyberyo’ ¿superior? se bate el cobre sobre el escenario de esa nueva metarrealidad que engloba la nuestra o todo lo contrario. Los hilos que nos unan al muñeco digitalizado que evoluciona por el ciberespacio y nos representa cada vez serán más tenues hasta que un día quizá dejen de existir; nuestro yo físico, puede que más pronto que tarde, se fusione con nuestro yo virtual, o eso se podría desprender del experimento de "notransferenciadeconcienciaysídeinformación", realizado en Nagoya. Una legión de pensadores, filósofos, escritores, metafísicos, discutirá durante tanto tiempo qué realidad está subordinada a cual que cuando haya quórum ambas dos formarán una e indivisible, como la Santísima Trinidad.

 Por mi parte quisiera aportar mi humilde granito de arena (¿o debo decir mi puñado de bytes?) al respecto. El prefijo ‘meta’ según la R.A.E. Significa 'junto a', 'después de', 'entre' o 'con', sin especificar los respetabilísimos académicos de la lengua si también es factible agrupar dichas acepciones dos a dos, tres a tres, cuatro a cuatro, con todas las combinaciones posibles. Una niña juega a la pelota alrededor de una encina. Si la escena la recortamos de la Realidad ‘real’ (sinonimia, redundancia) ésta será unívoca en cuando lo físico y las posibilidades de acción que se deriven estarán encorsetadas en las leyes materiales del universo. Que tendrá complicado transformar la bellotera en un baobab o viajar en el tiempo a una edad antigua del hombre y comprobar quienes vivieron y murieron donde está la encina, vamos. Si tan bucólica estampa pertenece a la Realidad virtual (oxímoron) dispondremos de infinitas perspectivas del evento y de infinitas posibilidades de acción. A esto me refería en el párrafo anterior al citar metarrealidad. Cómo ven he orillado hablar de subordinaciones pues mi madre y mis profesores siempre dijeron que era un niño muy listo además de aplicado y pulcro.

 

 Como los ladrillitos que conforman nuestro yo, en esencia, son nuestros recuerdos (hasta ahora extraídos de la realidad ‘real’) y ésta se obstina en derivarse hacia otra virtual, por la propiedad transitiva me veo obligado a vincular, a unir, (no sé si con locktite o velcro) memoria y ciberespacio. Lo que empezó siendo un sencillo video-juego de dos palitos y una pelota simulando una pista de tenis amenaza, tras su evolución no darviniana en menos de cien años, con remover los pilares básicos de nuestra identidad, de quienes somos, de nuestra civilización.
 
“Nos encontramos a unos centímetros de ‘Matrix’”, me comentaba un amigo, incauto todo él. ‘Matrix’, en nada, será el paleolítico video-juego de tenis de las rayas y la pelotita que, como dirían los Monty Pyton, hacía ‘bib’. Lo dicho, overflow.
 

 Si somos nuestros recuerdos la Realidad Virtual ya está generando nuevos, a miles de cibernautas conectados, indistinguibles de los ‘reales’, de los de toda la vida. Cuando lleguemos a ser tan viejos como para que nos guste torturar a nuestros nietos con ‘batallitas’, ¿quien será el guapo que diferenciará lo vivido de lo ‘virtualizado’? El anciano no, desde luego, entre las nebulosas de las neuronas desconectadas flotaran ¿vivencias? ancestrales que sólo un minucioso registro informático colocará a un lado u otro de la frontera.

 Termino girando medio grado my point of view. Viejo juego de palabras taurino: si un toro empitona a un torero, ¿quién de los dos puede decir que tiene el cuerno dentro? El chascarrillo concluye que los dos, torero y toro (si éste pudiera hablar). Si la nueva realidad, nunca mejor dicho, se impone, se extiende, se generaliza, se universaliza…; si la Realidad Virtual pasa a formar parte, sub ó meta, de la Realidad ‘real’… quien se mantenga totalmente al margen de ella, quien sea un neoermitaño fuera del ciberespacio, …. ¿Quién podremos decir está fuera de la realidad? ¿los cibernautas o el neoermitaño?

  “Nos encontramos a unos centímetros de ‘Matrix’”, me comentaba un amigo, incauto todo él. ‘Matrix’, en nada, será el paleolítico video-juego de tenis de las rayas y la pelotita que, como dirían los Monty Pyton, hacía ‘bib’. Lo dicho, overflow.

*Seudónimos
AVISO LEGAL
     
VOLVER ARRIBA     ¡¡ ESCRÍBENOS UN COMENTARIO !!